<link rel="stylesheet" id="all-css-45b2eecf8d3094ca77b03984a25fc90d" href="https://habitossaludablesnaturales.com/_static/??-eJylkM1OwzAQhF8I10KIKBfEo6CNvXK3Wf/Iazfy2+MGDilQUsHF8sjzjXd2ScrEUDAUnbg6CqJPWBKYWftoK6PojAwFrUpRyhd1MCIPy/cIV7ucMDs9VWKrJ45mVkxThty0lMb4N7Qc0d9EGVqsRblM9voPCoar7VVOoj1aAuQe08mtSB3HrBgdmHbwFHbp/rbVW2Zvp0xzP39cxFpR9AQMAgF+NZ0hE+g+4IdLLclEf+8MS8wWrOhu/8ckt9LlCBl7vm3rlYLbI9/WHtEQsOLoolyJe7Z7afJ5v1hf/cvjMDyNw/g8Du8uaB0j" type="text/css" media="all">

Yoga

Rejuvenecimiento y aumento de la vitalidad

El envejecimiento es el proceso natural de desgaste del cuerpo.

Citamos aquí algunos de los cambios típicos asociados con la senilidad: pérdida de elasticidad de la piel, tono y masa muscular, reducción de la densidad ósea, restricción de la flexibilidad articular, disminución de la elasticidad y capacidad pulmonar, trastornos del sistema circulatorio, aparición de enfermedades degenerativas del sistema nervioso central (como la enfermedad de Alzheimer), la disminución de la agudeza visual, la limitación de la actividad cognitiva y sensorial, el insomnio y el deterioro de la inmunidad.

Existen varias teorías que tratan de explicar el proceso de envejecimiento.

Se sabe, por ejemplo, que las células de nuestro organismo tienen un ciclo, el llamado ciclo celular, y que tras la muerte de una célula, se produce la división celular de otra célula vecina para reponer la pérdida, manteniendo así la integridad y función de órganos y tejidos.

Después de múltiples divisiones celulares, los telómeros (la estructura que protege nuestro ADN) se acortan.

A medida que envejecemos, los telómeros se acortan, lo que acaba reduciendo la capacidad de reposición de las células muertas, aumentando así la predisposición al daño oxidativo del ADN por parte de los radicales libres, producidos por el metabolismo, lo que genera las enfermedades típicas del envejecimiento.

En 2009, un estudio pionero ganó el Premio Nobel de Medicina, por demostrar que la meditación actúa incluso sobre el ADN, promoviendo el aumento de la enzima telomerasa, que preserva la integridad de los telómeros, lo que se correlaciona con el antienvejecimiento celular.

El yoga ayuda a reducir el estrés oxidativo al ayudar a nuestro cuerpo a eliminar y reducir la producción de toxinas generadas por el metabolismo, especialmente cuando se combina con un estilo de vida y una dieta saludables.

Otra explicación para el efecto rejuvenecedor es el impacto positivo que la práctica del yoga ejerce sobre el sistema endocrino, como el aumento de la producción de DHEA (hormona esteroide dehidroepiandrosterona) producida por la glándula suprarrenal y la melatonina secretada por la pineal.

El principal libro de los que he obtenido éstos conocimientos es éste que además me encanta por lo bien que lo explica todo y lo completo que es:

Publicado por LadyVilx

Soy una amante de la naturaleza y de sus beneficios para la salud mental y corporal.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto:
Optimized with PageSpeed Ninja